FÚTBOL SALA

fútbol sala

El fútbol sala es una de las disciplinas deportivas con una elevada incidencia social en varios países del mundo, es por ello que existen millones de jugadores federados.

Se trata de un deporte de oposición-colaboración y es colectivo, el cual requiere de energía de tipo mixta (anaeróbica y aeróbica). Además, necesita de una demanda muscular integral elevada dinámica, así como una demanda estática moderada-baja.

El fútbol sala se iguala con un esfuerzo fraccionado e interválico. Esto significa que, durante un encuentro de esta disciplina, los requerimientos energéticos se basan en varios esfuerzos máximos y sub-máximos, registrados de manera intermitente teniendo pausas incompletas de recuperación activas y pasivas con menor intensidad.

Dichos intervalos no permiten una completa recuperación, resultando, por lo tanto, una continuidad de procesos anaeróbicos-aeróbicos.

En ese sentido, se puede observar que se caracteriza el fútbol sala por una serie de movimientos con velocidad máxima o muy elevada en reducidos espacios de 5 o 10 metros; con continuos cambios de dirección y sentido, acompañado de etapas de tensión estática en los músculos, pero ligando carreras de máxima, media y baja intensidad con pausas activas y/o incompletas.

Exigencia cardiovascular y metabólica en el fútbol sala

 

A continuación, se analizará algunos de los requerimientos energéticos y cardiovasculares que genera la práctica de manera habitual de esta disciplina deportiva:

Metabolismo aeróbico

 

Gran parte de la energía que se suministra para la totalidad de un encuentro de fútbol sala, se genera a través de los procesos aeróbicos, utilizando el glucógeno hepático y muscular. Dicha fuente energética se logra por medio de los hidratos de carbono, y tiene un rol esencial para obtener un elevado ritmo durante la competencia. Pero se puede agotar de manera rápida.

Metabolismo anaeróbico

 

Durante las competencias los trabajos explosivos son utilizados en cada momento a través de cambios de sentido, golpeos, regates, desaceleraciones, aceleraciones, etc. Con estas acciones se hace uso del metabolismo anaeróbico aláctico, también conocido como potencia.

Compartir:
También te puede interesar:
¡Suscríbete!

Recibe todas nuestras noticias al instante

últimas Noticias

Categorías

Noticias más leídas

alimentos que NO debes consumir al desparasitarte
Alimentos que no se deben consumir al desparasitarse: Guía para una desparasitación segura y efectiva
deportes de velocidad
DEPORTES EN LOS QUE SE UTILIZA LA VELOCIDAD
Tipos maratones carreras maratonista
TIPOS DE MARATONES
Scroll al inicio